Todo concluye al fin…


De a poco la locura del Fashion Week va cediendo y el mundo vuelve a la normalidad. Cantidad de desfiles, primeras filas repletas de editoras y celebrities que retoman su vida, disminuye el tráfico en las calles y los bloggers con sus cámaras vuelven al acecho de nuevas presas.  La vida retoma su curso.

A continuación una segunda entrega de sólo algunos de los desfiles que disfruté.

Balmain. Tal como comparte Style.com, esta nueva colección fue inspirada en Cuba al tomar sus pisos de mosaico y sillas de mimbre como principal referencia.

Bottega Veneta.  Vestidos a la rodilla, flores como estampados, transparencias que dejan ver más flores, cortes super ceñidos y otros llenos de movimiento.

Celine. Líneas simples, una paleta de básicos y cortes que remiten a lo oriental.

Chanel. Blanco y negro, perlas, clásicos de la marca que siempre estarán. La colección incluye siluetas al cuerpo y otras no tanto. Algunas prendas más limpias y otras que combinan transparencias, plumas y color.

Chanel. Vestidos con mangas y cuello, en blanco y negro o color, en línea A, rectos o marcando la cintura, todo vale.

Chloe. Vestidos ultra femeninos en blanco y rosa con volados o plisados. Asimetría en las mangas.

Jil Sander. Mucho blanco. Las piernas se cubren hasta la rodilla. Gran combinación del burgundy con el colorado.

Kenzo. Aire de safari en sus monos, estampas y colores. Fascinante pantalón y remera con recortes.

Kenzo. Saliendo de Africa y entrando en la ciudad aparecen los colores en su máxima potencia.

Lanvin.  Asimetría y cortes que realzan la silueta. Colores combinados a la perfección.

Lanvin. Hombreras al estilo Supersónicos, drapeados y sastrería impecable.

Louis Vuitton. Pasadas de a dos generaron este efecto de estampados en espejo.

Louis Vuitton. Estampas y blanco en vestidos sixties.

Louis Vuitton. El gran final.

Marchesa. Detalles que hacen la diferencia.

Marni. Verde inglés, marfil y géneros con estampas combinadas en polleras, shorts y pantalones. Simpleza que gusta. Imperdibles los anteojos del primer look.

Saint Laurent. Con sombrero y capa a lo Don Juan de Marco la marca sorprendió. Pantalones de cuero, blusas y vestidos con volados y transparencias.

Stella McCartney. Estallido de color en los vestidos , blanco y negro para camisas y polleras.

Valentino. Clásicamente femenino. Encajes y transparencias; blanco, negro y nuevamente borgoña. Mangas en la mayoría de sus diseños. 

Ph: style.com

Anuncios

Instantáneas del Fashion Week


Más allá de los desfiles, la semana de la moda no deja de ser una pasarela en las calles de cada ciudad. Con tantas editoras, estilistas y meros devotos de la moda, las calles son para los fotógrafos más inspiración que lo que sucede dentro.

Comparto algunas grandes tomas del fotógrafo Tommy Ton.

Via: Style.com

Ciudades invadidas por la moda


Los ya famosos Fashion Week comenzaron en las principales ciudades del mundo. Cada una albergó lo mejor de la industria y todas mostraron lo que se viene para el verano 2013. En este post sólo algunos de los desfiles.

Marc by Marc Jacobs. Mix de estampas y polleras apenas sobre la rodilla.

Marc by Marc Jacobs.  Pantalones al tobillo y amplios, camisas en tonos claros y pañuelos por doquier.

Michael Kors. Colorados, amarillos y negros, fueron algunos de los protagonistas en la paleta de la marca. Cortes simétricos, rectos y simples en vestidos, pantalones y camisas.

Diane Von Furstenberg. Una de las diseñadoras que más color presentó en su colección. Polleras cortísimas, camisas y blazers de escotes profundos, acompañan las túnicas y pantalones de la temporada.

Marc Jacobs. Rayas: verticales, horizontales, delgadas y no tanto, en negro o en color, pero rayas al fin. Polleras que pasan la rodilla y camisas que revelan el abdomen.

Moschino. Color por todas partes, en pantalones, chaquetas, shorts y vestidos. Divinos los baúles combinados con marrón.

Helmut Lang. Moderna comodidad. Mucho blanco, naranja y transparencias. Impecables pantalones y blazers.